16

CLASIFICACIÓN DE LOS GASTOS

 

 

16. CLASIFICACIÓN DE LOS GASTOS (III)

16.3 GASTOS OPERACIONALES DE VENTAS

Comprende los gastos ocasionados en el desarrollo principal del objeto social principal del ente económico y registra, sobre la base de causación, las sumas o valores en que incurre durante el ejercicio, directamente relacionados con la gestión de ventas encaminada a la dirección, planeación, organización de las políticas establecidas para el desarrollo de la actividad de ventas de la empresa, incluyendo —básicamente— las incurridas en las áreas ejecutiva, de distribución, mercadeo, comercializa­ción, promoción, publicidad y ventas.

Al igual que en los gastos operativos de admi­nis­tración, se clasifican bajo este grupo conceptos tales como: gastos de personal, honorarios, impues­tos, arrendamientos, contribuciones y afiliaciones, seguros, servicios, gastos lega­les, mantenimiento y reparación, adecuación e instalación, gastos de viaje, depreciaciones, amortizaciones y pro­visiones.

Descuentos sobre ventas

Los descuentos otorgados sobre las ventas se registran como un menor valor de ellas y no como un gasto financiero.

Provisión para cuentas incobrables

Las normas tributarias permiten la deducción de una provisión por concepto de deudas de dudoso o difícil recaudo, la cuál puede calcularse bajo el método individual o el método general, pudiéndose de ésta manera afectar la utilidad de un ejercicio fiscal dado. En cuanto a la parte contable, las normas que la regulan no son muy explícitas al res­pecto limitándose a exigir que, al menos al cierre del período, se evalué técnicamente la recupera­bilidad de las cuentas y documentos por cobrar y se reconozcan las contingencias de pérdida de su valor.

De todas formas, normalmente se acepta que la provisión fiscal sea la misma provisión contable con lo cuál se logra que no se presenten diferencias temporales o definitivas entre una y otra materia.

La provisión individual para deudas de dudoso o difícil recaudo se calcula como un máximo del treinta y tres por ciento anual del valor nominal de cada deuda con más de un año de vencida. En tanto que la provisión general se estima como un porcentaje de la cartera vencida, de acuerdo a los siguientes términos :

a)  El cinco por ciento para deudas que en el último día del ejercicio gravable lleven más de tres meses de vencidas sin exceder de seis meses.

b)  El diez por ciento para deudas que en el último día del ejercicio grava­ble lleven más de seis meses de vencidas sin exceder de un año.

c)  El quince por ciento para las deudas que en el último día del ejercicio gravable lleven más de un año de vencidas.

La provisión individual o general de cartera se constituye con cargo a resultados y deberán figurar en el balance como un menor valor de las cuentas por cobrar. En consecuencia su monto no debe ser un factor de resta de las ventas sino, como lo dicen las normas claramente, un gasto de operación, eso sí perfecta­mente clasificable dentro de los gastos de ventas.

 

Página siguiente

Introducción

Gastos operacionales de administración

Gastos operacionales de ventas

Gastos no operacionales

Resultados extraordinarios

Resultados excepcionales

Capítulo anterior

Siguiente capítulo

Portada

Posgrados

Principal

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

DERECHOS RESERVADOS Ó Copyright 2001 Por César A. León Valdés