Temas de Clase

 

Principal

e-books

Campus virtual

Bitácora

Newsletter

Nando, el Jefe

Consultoría

Docencia

 

Capítulo anterior

Siguiente capítulo

Portada

 

Elementos Financieros

2.6 IMPUESTOS Y ESTRUCTURA DE CAPITAL

La ventaja fiscal de una empresa financiada mediante pasivos externos radica en el hecho de que los pagos por concepto de intereses y demás gastos financieros son actualmente deducibles, ciento por ciento. Por tanto, el monto total del ingreso disponible en la economía, tanto para acree­dores como para accionistas es mayor cuando se utiliza deuda, como mecanismo de financiación.

Para ilustrarlo, suponga que las utilidades antes de intereses e impuestos son de $3.500, para las empresas X y Y; que son similares en todos los aspectos excepto en la forma de financiar sus operaciones. La empresa Y tiene $5.000 en deudas al 40 por ciento de interés, mientras que la empresa X no tiene deudas. Si la tasa de impuestos es del 35 por ciento, se tiene:

 

 

EMPRESA X

EMPRESA Y

Utilidades antes de intereses e impuestos

 

3.500

3.500

Intereses

(A)

0

2.000

Utilidad antes de impuestos

 

3.500

1.500

Impuestos

 

1.225

525

Utilidad distribuible

(B)

2.275

975

Ingreso para acreedores y accionistas

(A+B)

2.275

2.975

 

Así, el ingreso total de los acreedores y accionistas es mayor para la empresa Y ($ 2.975) que para la empresa X ($2.275), que no tiene apalancamiento financiero. La razón es que los acreedores reciben pagos por intereses sin deducción de impuestos, mientras que las utili­dades para accionistas se pagan después de la provisión para impues­to de renta. En realidad, el estado otorga un subsidio a la empresa con financiamiento por el uso de deuda. La utilidad total para todos los inversionistas aumenta debido al pago de intereses multiplicado por el pago de impuestos. En el ejemplo esto representa $2.000 por el 35 por ciento, es decir $700. Esta cifra es una ahorro fiscal que el gobierno pro­por­ciona a las empresas con prés­tamos financieros. Si la deuda utiliza­da por una empresa es permanente, el valor presente del ahorro fiscal, dado por las fórmulas de la perpetuidad es:

Valor presente del crédito fiscal = ((t x i) X (D)) ÷ i = t x D

donde t es la tarifa del impuesto sobre la renta; i es la tasa de interés sobre la obligación y D el valor de mercado de la deuda. En el caso de la em­pre­sa Y, en el ejemplo:

Valor presente del crédito fiscal =  0.35 X 5.000  = 1.750

Esto significa que la protección fiscal es importante y que el valor global de la empresa será de $1.750 más, si considera la deuda que si no la tiene. Esta valuación incrementada ocurre debido a que la corriente de utilida­des para todos los inversionistas es mayor en $700 por año. El valor pre­sente de $700, descontado al 40 por ciento (tasa de interés) es 700/0.40 = $1.750. Queda implícito que el riesgo asociado con el ahorro fiscal corres­pon­de a la corriente de pagos de intereses, por lo que la tasa de des­cuento apropiada es la tasa de interés sobre la deuda.

Sin embargo, el ahorro de impuestos relacionado con el uso de deuda no es seguro. Si los ingresos declarados se sostienen bajos o nega­tivos, la desgravación de impuestos de la deuda se reduce o, aún, puede elimi­narse. Como resultado, casi todo o todo el cargo de flujo de efectivo o de pago de intereses lo cubrirá la empresa.

Página siguiente

Derechos Reservados Ó Copyright César A. León Valdés

Elementos Financieros

Modelo de Valor Presente Neto

Conceptos de evaluación financiera I

Conceptos de evaluación financiera II

Conceptos de evaluación financiera III

Conceptos de evaluación financiera IV

Impuestos y estructura de capitalI

Sistema Integral de Ajustes por inflación

 

 

 

Google

Web TdC
 

 

 

 

 

Principal

e-books

Campus virtual

Bitácora

Newsletter

Nando, el Jefe

Consultoría

Docencia