Temas de Clase

 

Principal

e-books

Campus virtual

Bitácora

Newsletter

Nando, el Jefe

Consultoría

Docencia

 

Capítulo anterior

Siguiente capítulo

Portada

 

Estado de cambios en la situación financiera (III)

2.3 RECURSOS DE FUENTES DISTINTAS A OPERACIONES PROPIAS

 

Además de las ventas y operaciones propias de su acti­vidad comercial, toda empresa realiza transacciones de diversa índole, que conducen a la generación de recursos, entre las cuales sobresalen la venta de propie­dades, planta y equipo, la colocación de bonos u otras obligaciones y la capitalización de la empresa, a través de la emisión de acciones o cuotas de interés social, según se trate de una sociedad anónima o de una limitada.

Venta de Propiedades, Planta y Equipo

La suma total recibida por la enajenación de activos fijos, como propieda­des, planta y equipo y sin interesar si la ne­go­ciación produjo utilidad o pérdida constituye una ver­da­dera fuente de capital de trabajo y de recursos propios. Si la compra de activos fijos constituye una salida de fondos, es apenas natural que la operación contraria, es decir la venta de activos fijos, sea una fuente de recursos.

Emisión de bonos

En los actuales momentos, el mecanismo de la emisión de bonos, sean estos convertibles o no en acciones, se ha con­vertido en una importante fuente de recursos para las empresas, que los dedican a programas de expansión en su capacidad productiva o para la diversificación de acti­vidades. Como, normalmente, dichos papeles comerciales conllevan un costo implícito denominado "prima", la entra­da de efectivo estará cons­tituida por el valor de la emisión menos la prima o descuento y menos los gastos incurridos en la colocación de los bonos. En consecuencia, tanto el descuento o prima como los gastos, se amortizarán durante el tiempo de maduración de los papeles emitidos, condu­ciendo a una nueva concilia­ción de la utilidad pues dicha amortización tampoco afecta el capital de trabajo o las entradas de recursos, en forma similar a lo que ocurre con la depreciación y la amortización de diferidos, por tratarse de una obligación a largo plazo.

Emisión de acciones o cuotas de interés

Todo aumento de capital pagado en efectivo por los so­cios o accionistas se convierte en una fuente de recursos y, por consiguiente, de capital de trabajo al incrementar las cuentas del disponible. En cambio, los aportes represen­tados en activos no corrientes, tales como propie­dades, planta y equipo, no pueden considerarse como fuentes de capital de trabajo, como tampoco lo son los aumentos de capital mediante la capitalización de reservas, utilidades retenidas o de la cuen­ta de revalorización del patrimonio, donde se ha con­sig­nado el resultado de los ajustes por inflación al patri­monio.

Así mismo, no son una fuente de capital de trabajo los bonos obligatoria­mente convertibles en accio­­­nes que se redimen, así como tampoco el pago de obligaciones mediante aumentos de capi­tal, pues dichas opera­cio­nes sólo constituyen una reclasificación contable trasladando, de cuen­tas del pasivo a largo plazo, a la cuenta patrimonial denominada capital social.

Página siguiente

Derechos Reservados Ó Copyright César A. León Valdés

Estado de cambios en la situación financiera

Introducción

Recursos de operaciones propias

Recursos de fuentes distintas

Operaciones que son aplicaciones

Operaciones que no modifican el capital de trabajo

Modelo del estado de cambios

 

 

 

Google

Web TdC
 

 

 

Principal

e-books

Campus virtual

Bitácora

Newsletter

Nando, el Jefe

Consultoría

Docencia